ROCHA MOYA INICIA OBRAS DE AGUA POTABLE Y ELECTRIFICACIÓN EN CHOIX.

Por redacción.

Mezquite Caído, Choix. – El Mezquite Caído, una pequeña población de apenas 200 habitantes ubicada en el límite entre Sinaloa y Chihuahua, contó por primera vez con la visita de un gobernador, cuando Rubén Rocha Moya visitó el lugar para poner en marcha los trabajos de perforación de un pozo profundo, para abastecer de agua a la comunidad, obra en la que se invertirán un millón 449 mil pesos.

Cabe destacar que de manera simultánea, desde este mismo sitio, se iniciaron los trabajos de electrificación en otras dos pequeñas poblaciones cercanas, que son El Guayabito, de 367 habitantes y La Vainilla, de apenas 56 familias, que a partir de ahora podrán tener energía eléctrica en sus viviendas, antes de que concluya diciembre.

Luego de ser recibido por la presidenta municipal de Choix, Amalia Gastélum Barraza, el gobernador Rocha sostuvo un diálogo con los beneficiados de la obra, así como vecinos de comunidades cercanas como Los Chinitos y El Cedrito, quienes también le expusieron la misma problemática de falta de agua para consumo humano.

En respuesta, el mandatario estatal giró instrucciones ahí mismo al secretario de Obras Públicas, José Luis Zavala Cabanillas para elaborar los estudios técnicos a fin de iniciar con la perforación de otro pozo profundo, para solucionar este problema de escasez del agua en esas localidades serranas.

“Estas son las obras sociales que le resuelven los problemas a la gente, por eso voy a visitar los pueblos chicos, donde están las necesidades, yo no voy a gastar millones de pesos en grandes obras que ustedes ni las ven”, precisó.

El gobernador Rocha también respondió a una de las principales demandas de la población de esta región, como es la continuación de la carretera que comunica con Chihuahua, para lo cual es necesario construir un puente sobre el río que alimenta la presa Luis Donaldo Colosio, mejor conocida como Huites. Al respecto, adelantó que este tema ya lo abordó de manera personal con el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, quien autorizó concesionar la construcción de esa obra y la operación del puente a una empresa privada, trabajos que empezarán en el 2022.

¿Ya leíste? : RANKING: 30 JÓVENES QUE DIRIGEN LA POLÍTICA EN SINALOA

Debido a que los habitantes del Mezquite Caído en su mayoría se dedican a la pesca en la presa Huites, el gobernador Rocha aprovechó para anunciar que por primera vez se les otorgará un apoyo económico para la compra de gasolina para sus embarcaciones, adicional al Bienpesca que reciben del gobierno federal.

Al darle la bienvenida, la alcaldesa Amalia Gastélum Barraza destacó que es la primera vez que un gobernador visita esta apartada comunidad, y lo hace para iniciar tres obras sociales muy sentidas, demandadas desde hace muchos años por sus habitantes.

La explicación técnica estuvo a cargo del secretario de Obras Públicas, José Luis Zavala Cabanillas, quien informó que el pozo de abastecimiento será de 100 metros de profundidad, mismo que quedará concluido y conectado al sistema de agua potable en seis semanas, mientras que las conexiones de electrificación en La Vainilla y El Guayabito, estarán listas antes de Navidad, y en estas obras se invertirán 263 mil 848 pesos y 412 mil 180, respectivamente.

El gobernador Rocha estuvo acompañado en esta gira de trabajo además por el secretario general de Gobierno, Enrique Inzunza Cázarez; por el secretario de Seguridad Pública, Cristóbal Castañeda Camarillo; y por el alcalde de El Fuerte, Gildardo Leyva, ya que a primera hora, a las 8 de la mañana, encabezó la reunión de la mesa de pacificación en la cabecera municipal, en la que participan funcionarios de seguridad de los tres órdenes de gobierno.